2 de February de 2022,

¿Qué es la especialización en atención temprana?

La especialización en Atención Temprana tiene un carácter multidisciplinario y es una formación compleja de cuarto nivel académico

Es conocido por todos que la edad infantil y sobre todo los primeros años de vida son importantes en el desarrollo humano. 

En esta etapa tan crítica y tan definitoria de la vida del ser humano se debe sin duda alguna estar bajo la vigilancia y el cuidado de personas que puedan asistir al niño y a sus padres y cuidadores en el desarrollo cognitivo, físico y social del niño. 

Allí es donde el especialista en atención temprana cumple su misión. 

¿Qué es la atención temprana?

“Se entiende por Atención Temprana el conjunto de intervenciones, dirigidas a la población infantil de 0-6 años, a la familia y al entorno que tienen por objetivo atender lo más rápidamente posible las necesidades transitorias o permanentes que presentan los niños con trastornos en su desarrollo o que tienen el riesgo de padecerlos. Estas intervenciones que deben considerar la globalidad del niño, han de ser planificadas por un equipo de profesionales de orientación interdisciplinar o transdisciplinar”,  (Libro Blanco de la Atención Temprana, 2000). 

La atención temprana se fundamenta en principios científicos y en otras ciencias como la pediatría, la neurología, la psicología, la psiquiatría, la fisiatría e incluso la lingüística. La atención temprana tiene como finalidad ofrecer a los niños con déficit o con riesgo de padecerlos un conjunto de acciones optimizadoras y compensadoras que faciliten su adecuada maduración en todos los ámbitos y que les permita alcanzar el máximo nivel de desarrollo personal y de integración social. 

Esto quiere decir que la atención temprana es mucho más que una asistencia médica. Es un abordaje biopsicosocial que incluye a los padres, maestros y en general, al contexto en donde se desenvuelve el niño.  

Tal es la importancia de la atención temprana, que existen guías como el Libro Blanco de la Atención Temprana en España, normativas y leyes que resumen los principios, objetivos y servicios de la atención temprana. En Latinoamérica, los países han hecho lo propio con la creación de formaciones académicas y programas de atención centrados en atención integral del niño. Por su naturaleza la atención temprana es indivisible de la garantía a los derechos humanos de los niños y niñas.  

¿Por qué la Atención Temprana es una buena opción profesional?

La Especialización en Atención Temprana es una buena opción profesional por ser la atención temprana una profesión que está cada día más presente en estructuras de atención de los servicios médicos de salud y educativos, e incluso, en los servicios de atención social de los Estados.

El profesional de atención temprana cumple un rol indispensable en los servicios integrales y es requerido en cualquier nivel: preventivo, diagnóstico o rehabilitador. 

Además de contar con una alta valoración y reconocimiento social por la labor de cuidado hacía los más vulnerables de la población: los niños. Los profesionales gozan de compensaciones salariales ventajosas. 

Al ser una profesión a la que se accede con un postgrado, la especialización en Atención Temprana garantiza a los profesionales una formación especializada que otorgará sin duda notoriedad a sus perfiles profesionales. Pero además facilita la interacción y formación de equipos multidisciplinarios que brindan una visión holística y desde distintas perspectivas contribuyendo al enriquecimiento de la formación. 

La atención temprana es decisiva para el correcto desarrollo de muchos niños en todo el mundo. Es una práctica profesional qué permite garantizar el buen desarrollo de la infancia de una forma significativa, abordando las patologías relacionadas con los problemas en neurológico. La atención temprana permite el diagnóstico para también el diseño coordinado de un programa de atención que brinda apoyo y en muchos casos es un hito en la vida de las familias y los niños que acuden a esta terapia y en sus familias. 

Por último, la atención temprana es una buena opción profesional debido a que su aplicación es multidisciplinar, permitiendo su ejercicio en diversos ámbitos, desde el educativo hasta el médico. 

Ámbitos de la atención temprana 

Con el objetivo de que la atención temprana sea realmente efectiva y genere un impacto positivo en la comunidad, en la familia y en los individuos, se ha dispuesto que la misma se ejecute a partir de tres niveles de competencia. 

  • El primer nivel conocido como prevención primaria tiene por objetivo evitar las condiciones que pueden llevar a la aparición de deficiencias o trastornos en el desarrollo infantil. 
  • El segundo nivel de atención tiene por objetivo la detección y el diagnóstico precoz. Como bien se sabe la plasticidad cerebral en los primeros años de vida es fundamental para contrarrestar cualquier daño cognitivo en el niño. Por lo tanto, la detección y el diagnóstico precoz es fundamental para realizar intervenciones más exitosas. Está detención se puede dar tanto en la etapa prenatal, antes de que el niño nazca, en los servicios de obstetricia y ginecología; en la etapa perinatal durante el periodo de atención neonatal (neonatología) o en el período postnatal, durante la asistencia pediátrica. Los servicios educativos tienen una participación en este segundo nivel de atención. Los maestros en muchas ocasiones son quienes perciben o detectan problemas en el desarrollo y recomiendan a los padres la visita a especialistas para que realicen el diagnóstico correspondiente. Por último y no menos importante se encuentra en este nivel de detección el entorno familiar. Quienes conviven a diario con el niño pueden dar cuenta de señales de alarma que bien atendidas y a tiempo pueden hacer la diferencia, evitando que evolucione de una forma negativa algún daño físico neurológico que pueda presentar el niño.
  • El tercer nivel de atención es el que tiene que ver con las actividades propiamente dichas dirigidas hacia el niño y su entorno con el objetivo de mejorar las condiciones de su desarrollo. Son actividades que buscan atenuar o superar los trastornos o disfunciones en el desarrollo y que deben activarse inmediatamente después de la detención y el diagnóstico para que sean realmente efectivas y tenga un impacto. El objetivo fundamental de la intervención es conseguir que la familia conozca y comprenda la realidad de su hijo, sus capacidades y sus limitaciones. Los profesionales han de ser agentes potenciadores del desarrollo del niño en esta etapa. 

Desde esta separación del trabajo de atención temprana en niveles se aborda el servicio en los siguientes ámbitos de actuación: centros de desarrollo infantil y de Atención Temprana, servicios sanitarios,  servicios sociales y servicios educativos.

La Universidad ISEP líder en la formación online en América Latina ofrece una especialización en Atención Temprana dirigida a profesionales de la educación de la psicología, la psicopedagogía y la medicina interesados en desarrollarse en la atención a la temprana infancia.